JPMorgan pagará 2,5 M$ para resolver demanda por cobrar tarifas extra a compradores de criptomonedas

Un caso legal entre clientes que aseguraban que el banco había cobrado tarifas extra y tasas de interés más elevadas ha llegado a su fin tras un acuerdo de 2,5 millones de dólares.

Hombre frente al banco JPMorgan Chase
Recientemente, el banco JPMorgan ha mostrado un renovado interés en las criptomonedas.

El mayor banco de los Estados Unidos, JPMorgan Chase, tendrá que pagar 2,5 millones de dólares para resolver una demanda colectiva relacionada con tarifas adicionales por compras de criptomonedas. Este fue un caso legal que se extendió por más de 2 años.

En 2018, Brady Tucker, Ryan Hilton y Stanton Smith presentaron la demanda contra JPMorgan en una corte federal de Manhattan. Los demandantes alegaron que el banco estaba cobrando tarifas adicionales a los clientes en forma de avances de efectivo cuando se hacían compras de criptomonedas usando las tarjetas de crédito Chase.

Brady Tucker también afirma que además de las comisiones adicionales, también vio un aumento en las tasas de interés por los avances de efectivos en sus tarjetas de crédito. Asimismo, no recibió el reembolso por los 160 $ que se habían cobrado por tarifas extra. Esto después de haber presentado su reclamación.

El problema comenzó a principios del 2018, cuando JPMorgan y varios otros bancos eligieron bloquear la compra de criptomonedas usando tarjetas de crédito.

JPMorgan no informó inmediatamente a sus clientes sobre un cambio en su política, donde comenzaría a tratar las compras de criptomonedas con tarjetas de crédito como avances de efectivo. El gigante de la banca informó al respecto 10 días después de su implementación.

En una audiencia reciente, el banco Chase se defendió afirmando que su acuerdo con los poseedores de tarjetas de crédito en realidad no había cambiado, y que las divisas digitales eran tratadas «básicamente como dinero en efectivo», ya que también son un medio de intercambio. Así, concluyeron que no había necesidad de dar un aviso de antemano a sus clientes.

JPMorgan añadió que los demandantes no podían reclamar que el banco violara el acuerdo de cliente después de terminar la transacción a través del avance de efectivo. Adicionalmente, el banco aseguró que Coinbase también su categoría de comerciante de «compras» a «avances de efectivo», lo que disparó el programa de ajuste de tarifas.

Los demandantes exigieron un reembolso completo de todas las tarifas cobradas ilegalmente. Asimismo, solicitaron 1 millón de dólares por daños legales, así como una orden que declara que los términos de los titulares de tarjetas del banco no permitan que el banco implemente cargos excesivos al comprar criptoactivos.

Si bien JPMorgan acordó resolver la demanda con un pago de $ 2.5 millones, no admitió haber actuado como parte del acuerdo de conciliación.

FOREX.com
LonghornFX
CEX.IO